Nuestro camino hacia el Colegio Alemán Stiehle de Cuenca:

Como surgimos y lo que somos ahora

Cuenca, 12 de junio 2017

El deseo de fundar un colegio alemán se manifestó ya hace dos generaciones. La cónsul actual, Eva Klinkicht, es ya la tercera persona de la familia Klinkicht en este cargo, antes desempeñaron este papel su padre, Carlos Klinkicht, y su “tío” Otto Schneewind. Este último ya había buscado caminos para la fundación de un colegio alemán en Cuenca comunicándose con la embajada, pero lamentablemente sin éxito.

Tenían que pasar unos años más hasta que se juntasen más personas interesados, y ellos, finalmente, pudieron contemplar la inauguración del colegio después de tan solo cinco meses. Una característica especial de la institución es que fue creada en su mayor parte por cuencanos que vieron la necesidad de tener una mejor oferta educativa en la ciudad. El colegio es, en el mejor sentido, un colegio de los ciudadanos.

Al comienzo, cuando aún el colegio no contaba con un edificio propio, las reuniones se realizaron en casas privado, en donde se aprobaron los primeros estatutos.

El hermano Juan (Johannes) Stiehle, dio nombre al colegio, él fue constructor y arquitecto de muchos monumentos de nuestra ciudad, como por ejemplo la catedral nueva.

Desde el principio los colegios alemanes en Quito y Guayaquil nos ayudaron mucho. Su apoyo fue esencial, más que nada en los asuntos legales y administrativos. Así, nuestros “hermanos mayores” llegaron a ser nuestros socios; Quito, con sus 100 años y Guayaquil con sus 58 años de vida, han superado desde hace mucho tiempo los las dificultades del comienzo. Nosotros aún estamos “en pañales”. Por su apoyo continuo y crítico estamos muy agradecidos. En especial debemos reconocer en este aspecto a Werner Richter, familiar del hermano Johannes y antiguo rector del Colegio Alemán Guayaquil, y también a Manfred Ziltz, director administrativo temporal del Colegio Alemán Quito.

Se tomó la decisión de construir el colegio en un terreno de 2500m en donde en este entonces había todavía un edificio inacabado. En algunos cuartos había árboles que se expandieron rompiendo los techos. El terreno (3 ha) se encuentra en Challuabamba y pertenece a Ricardo y Diana Montesinos. Anteriormente, Ricardo había pensado abrir un museo ahí. También alquilamos el área (0,5 ha) y la casa, donde ahora está situado el kínder. Después de un par de años lo compramos y ahora es nuestro. Después de tan solo cinco meses terminaron la construcción del colegio, desde mayo hasta octubre de 2002. Increíble, eso sí fue un pequeño milagro del hermano Stiehle.

El tiempo pasaba y las cosas se organizaron casi autónomamente: Xavier Corral modificó el edificio y también diseñó el logo del colegio. Un grupo de madres se dedicó a organizar los uniformes.

Mesas, sillas, libros y muchas cosas más nos suministraron desde Alemania. En todo eso nos apoyó mucho el Dr. Richter. Él también se dedicó a contratar personal alemán, junto con Christoph Martin. Werner Moeller, embajador en Alemania, y Heinz Moeller, canciller en Ecuador, nos ayudaron muy comprometidamente con nuestras preguntas sobre asuntos de visado y otros permisos.

Finalmente, un poco antes de la inauguración del colegio, todos estuvimos con herramientas y escobas en las manos. Barrimos el campus y armamos las mesas. Cada uno aportó donde podía. El trabajo fue agradable, fue una cooperación significante entre estudiantes, docentes y padres de familia

Había dos reglas en este proceso:

  • Primero: Hacer y luego preguntar. Inicialmente no pedimos ayuda de Alemania, sino recién después de un tiempo la república federal de Alemania empezó ayudarnos, al principio con € 3000 por año, ahora con € 555.600 por año. Asimismo, procedemos en el directorio desde el comienzo: Cuando uno asume una tarea, se pregunta, con toda la confianza, luego de hacer.
  • Segundo: Quién propone algo, lo hace. Esa regla existe en nuestro directorio, en especial al comienzo, así nos fue posible descubrir personas que hablan bonito, pero al fin sin hacer nada. Esas personas se retiraron pronto.

Tuvimos más de 90 reuniones semanales y regulares de la junta general, siempre con alrededor de 20 participantes. Era permitido cuestionar, analizar todo y considerar alternativas y así pasó. Fue y es lo nuestro.

 

Así nacimos y entregamos el colegio a sus protagonistas: los estudiantes, docentes y padres de familia.

 Después de cinco meses de trabajo inauguramos el colegio el día 10 de octubre de 2002. Empezando con 370 estudiantes hasta la Klasse 9 (de otra manera no hubiésemos podido financiarlo), llegamos a tener ya 765 estudiantes en el día de hoy. Muchos de los docentes ecuatorianos que elegimos para el arranque del colegio, nos acompañan hasta ahora. Estamos contentos por poder contar ya con la 13ra promoción este año escolar. Los jardines del terreno se han desarrollado muy bien, gracias a un grupo de madres que hicieron un excelente trabajo.

Inicialmente, el embajador Sepp Wolcker y la agregada cultural Anette Walter se quedaron incrédulos ante el desarrollo de nuestro colegio. Después de poco tiempo nos apoyaron con una gran intensidad y desde este entonces la embajada alemana llegó a ser una fuente de apoyo ininterrumpida para nuestro trabajo. Muchas gracias a la embajada y a Eva Klinkicht, cónsul honoraria de la república federal alemana en Cuenca.

Ella desempeñó un papel central en el desarrollo del colegio. También debemos recordar un consejo muy importante que nos dio el embajador Wolcker: “Inviertan primero en el software y después en el hardware, primero la educación, después los edificios.” Y de esa manera lo hicimos, y con gran éxito. Recién desde septiembre de 2022 estaremos en nuestras propias instalaciones.

“Así surgió el colegio; con una delegación altamente motivada y con mucha confianza. No se habló ni se controló mucho, más bien se trabajó y se hizo.”

 

Y en este momento debemos recordar nuestros seis rectores que fungieron como directivos, en 14 años han logrado objetivos realmente impresionantes:

  • Elmar Bast fue rector al comienzo del colegio en los primeros 6 meses (2002). Tenía la difícil misión de introducir e implementar las normativas pedagógicas, con la ayuda de Margarita Vega, cofundadora del colegio y rectora nacional.
  • Reiner Bleyh fue rector por dos años (2003 – 2005). En el año 2003 el colegio recibió su primera acreditación como “Sprachbeihilfeschule” después una visita de balance por la ZfA.
  • Klaus Dangelmaier fue rector por 6 años (2005 – 2011). Bajo su dirección el colegio recibió sus siguientes dos acreditaciones: la segunda como “Sprachbeihilfeschule” finales de 2008, y como “GIB und DAS Schule” mediados de 2010.
  • Edda Mally-Schilling (julio de 2011 hasta julio de 2014) fue la primera rectora enviada desde Alemania. Ella pudo saludar a la primera promoción GIB. Bajo su dirección, el colegio recibió la acreditación como “Deutsche Exzellente Auslandsschule” en abril 2013.
  • Martin van Neerven (agosto de 2014 – ahora) es el segundo rector que fue enviado por Alemania. Después de un crecimiento vertiginoso, él consolidó el colegio. En el año 2014 nos visitaron más de 40 DAS (colegios alemanes) durante la “Amerikatagung” (conferencia americana) de la WDA, ahí también llegaron el Sr. Peter Dicke y el Sr. Reiner Ries de la ZfA.

Hoy en día mandamos a más de 10 estudiantes cada año a realizar sus estudios en Alemania.

 

Nuestro rumbo: Los objetovos propuestos para nuestros estudiantes:

 

  • Como ciudadanos del mundo y participantes activos en un mundo globalizado e interconectado, en el que el conocimiento y la formación son fundamentales para un éxito permanente,
  • hablan fluidamente español, alemán e inglés,
  • pueden realizarse en todo gracias a su rendimiento excepcional,
  • tienen conocimientos y experiencias fundamentados de Ecuador, Alemania y otros países,
  • son talentosos y pueden vincular valores e ideas alemanes y ecuatorianos en redes de trabajo, sea en el área político, económico, científico, artístico o medial,
  • son dueños de su ser, sin miedo y con autoconfianza,
  • demuestran compromiso y siempre dan todo, independientemente del resultado,
  • están conscientes de que solamente se alcanza sus metas siendo activo, trabajando constante y diligentemente en ellas y sin asustarse de obstáculos.

 

El Colegio Alemán de Cuenca desde el año 2014

Desde el año 2014 resultaron muchas cosas nuevas que influirán el desarrollo del colegio fundamentalmente.

Mediante nuestro nuevo concepto de financiamiento AEI logramos pagar el pasivo del colegio casi completamente dentro de muz poco tiempo, pasivos que procedieron de la fase de la inauguración del colegio. Esto es una condición esencial para muchos otros procesos de desarrollo.
En el año 2015, el directorio tomó la decisión de abrir, en el futuro, siempre tres paralelos. La cantidad de inscripciones en el kínder y la escuela permitió esa evolución positiva. En un primer paso se abrieron dos nuevos grupos en el kínder y el tercer paralelo en la primera Klasse. Paso a paso, el colegio se hará de tres paralelos por grado. En verano de 2016 cumplimos por primera vez con todos los requisitos para recibir el soporte normativo del reglamento de colegios en el exterior. Eso nos da mayor seguridad en nuestra planificación.

 

La visita de balances en otoño de 2016 confirmó el buen trabajo en os últimos tres años, pero también dio sugerencias para mejoras. Para que el colegio sea más atractivo aún, implantamos clases de natación en los primeros dos años de escuela, para Cuenca eso no es ninguna naturalidad ya que existen solamente dos piscinas cubiertas en la ciudad. Por el momento estamos trabajando en un concepto de música que se implementará en el siguiente año escolar. Prevé el aprendizaje obligatorio de un instrumento y culminará en la creación de una orquesta colegial propia.

 

La decisión más importante para el colegio se tomó en esta primavera. El directorio decidió adquirir un nuevo terreno que será inaugurado en verano de 2022. Entonces, desde ahora hay que planificar y construir nuevas instalaciones. En la primera etapa, en la “fase cero”, y con ayuda de la “Montagsstiftung” haremos participar en nuestras planificaciones a todos los grupos que sean parte de la vida escolar.  Desde el año escolar 2017/18 se dedicará especialmente a eso el nuevo rector Sr. Thomas Strobel.

Jorge Roca Arteta

Presidente del Directorio